Cómo vender artículos por Internet​​

Un día te das cuenta de que se te da perfectamente escribir y piensas que sería una buena idea intentar ganar algo de dinero gracias a tan bonita habilidad. Así que tienes un montón de artículos diferentes que has escrito y te gustaría venderlos.

La pregunta lógica que te haces es: ¿es posible vender mis artículos en Internet? La respuesta es fácil: es absolutamente posible.

Vender artículos por internet puede ser un buen complemento de tus ingresos o incluso convertirse en un trabajo a tiempo completo.

Hay varias formas de hacerlo, algunas son más fáciles que otras y otras son mucho más rentables. Algunos prefieren vender artículos a revistas, otros crean entradas de blog para personas influyentes, el mercado es bastante diverso.

Si quieres saber más sobre cómo vender tus artículos por internet, sigue leyendo para conocer las formas de hacerlo.

Formas de vender artículos por internet

En general, hay dos formas principales de vender artículos por internet y ganar dinero escribiendo. La primera es vender artículos ya escritos y listos para publicar​. 

Y la segunda es la redacción de artículos personalizada. En este caso, un redactor escribe un encargo personalizado para un cliente.

Veamos a continuación, cada una de ellas con detenimiento y destaquemos todos los pros y los contras.

Venta de artículos listos para publicar online

Si no quieres convertir tu blog en un negocio, pero quieres vender tus artículos por Internet una vez terminados, existe un mercado para ello. Puede que sea más complicado, pero sigue siendo posible. 

Esta es una buena opción para aquellos que escriben entradas de blog de forma constante y tienen piezas que no quieren publicar en sus blogs o si fueron rechazadas por otras plataformas.

El principal problema de vender artículos preescritos es que no son personalizados. Por lo tanto, puede ser más difícil encontrar un cliente que busque exactamente ese tema, volumen y estilo.

¿Debería intentarlo?

Por supuesto, si el tema es bastante popular, como los viajes o el estilo de vida, se venderá más rápido. Pero si el tema es muy específico, como los tipos de bioplástico, el proceso será más largo.

Siempre puedes compartir tu experiencia en LinkedIn para conseguir un trabajo de redactor freelance y vender tus artículos en el futuro.

En general, hay cuatro tipos de lugares donde vender artículos listos para publicar, entre ellos:

  • Foros y tablones de anuncios. Son sitios a los que acuden muchos clientes y empresas para encontrar textos para sus blogs o para el marketing digital. La principal ventaja es que suelen ser bastante fáciles de empezar y hay una gran afluencia de clientes.

Pero, a veces tendrás que ajustar tu redacción a las necesidades del comprador. Y es posible que negocien el precio. Puedes vender entradas de blog e incluso hacerte un nombre, pero tienes que ser precavido y no violar las directrices de ningún foro. Además, a menudo estos mercados cobran comisiones por cada transacción que realices.

  • Tu sitio web. Si tienes un blog personal o un sitio web, es muy conveniente, ya que podrás elegir cómo vender tus artículos por internet directamente allí. La principal ventaja es que es fácil, tienes el control de cada paso del proceso y puedes escribir lo que te interesa.

La desventaja es que tienes que gestionar correctamente la página web y hacer que esté optimizada para Google. Porque si la gente no puede encontrarlo online, ¿cómo van a comprar nada?

  • Artículos PLR (private label rights o artículos con derechos de etiqueta privada). Puedes vender tus artículos como un montón sin derechos exclusivos. Esto significa que se pueden vender tantas veces como quieras.

La desventaja es que estos artículos cuestan muy poco. No obtendrás mucho dinero con tales ofertas. Y a la larga, un contenido tan repetitivo puede jugar en contra de tu reputación

  • Vender artículos del blog a través de una agencia especializada. Muchas agencias venden textos a los clientes. Puedes enviarles tus trabajos directamente y despreocuparte de cualquier comunicación. No hay que negociar el precio y también se encargan de la publicidad.

Pero hay ciertos inconvenientes: la agencia se llevará un porcentaje de tus ganancias. Además, te exigirán trabajos sobre temas concretos, por lo que hay menos libertad creativa.

Aunque vender artículos por Internet listos para publicar es una opción válida, requiere mucha más prisa. 😵Es más difícil encontrar un cliente; hay posibles ajustes, tarifas, etc. Y todo suena muy parecido a intentar lanzar algo que el cliente podría no estar a favor.

como vender artículos por internet (2)

Venta de artículos personalizados

Este método es más beneficioso que el anterior. Se trata de ofrecer un servicio de alta calidad a clientes individuales o empresas. Cuando vendes un artículo original, ayudas a satisfacer la demanda de contenido digital de primera categoría.

Algunos podrían pensar que hay menos creatividad en la redacción personalizada. Pero la cuestión es que puedes elegir los clientes y los temas que te interesan. No hay necesidad de hacer nada que no te guste

Y la venta es mucho más honesta en este caso. Ofreces un servicio y describes su valor y beneficios para un cliente. Y si es lo que busca, el trato se cierra. Es una forma estupenda de establecer buenas relaciones a largo plazo

Pero, ¿cómo puedo vender artículos por internet a una revista o a una plataforma online si aún no está escrito? Bueno, hay varias opciones para elegir. 

  • Regístrate en sitios web de redacción independiente. Hay montones de ellas, algunas son específicas como iWriter, y otras acogen a todo tipo de freelancers, como Upwork. Elige las que te resulten cómodas, crea una cuenta y empieza a solicitar trabajos. Algunos los conseguirás, otros no, es como con cualquier otro trabajo.

Esta es una forma óptima de acceder a una gran variedad de clientes y de construir una cartera de tus trabajos. Es, con diferencia, una de las formas más cómodas de organizarte y trabajar como redactor digital. Tienes el control de todo, hay comunicación directa con los clientes y las plataformas fiables tienen formas de asegurar los pagos. 

  • Por otro lado, si quieres saber cómo vender un artículo a una revista o periódico, la respuesta es sencilla: comunícate con ellos directamente. Crea una lista de las revistas que te interesan. 

Consulta sus directrices: se trata de políticas para redactores autónomos sobre lo que espera la publicación y lo que les interesa. Tiene toda la información que necesitas, desde los temas hasta el volumen y los requisitos. Después, puedes crear un esquema para un futuro artículo y presentarlo a la revista. Si les gusta, te encargarán uno o varios artículos. 

  • Lo mismo ocurre con los blogs y las plataformas digitales. Muchos de ellos tienen artículos destacados y buscan grandes piezas de contenido. Puedes suscribirte a un servicio que envíe actualizaciones sobre las plataformas que buscan redactores. 👀 También puedes considerar la posibilidad de hacer posts destacados gratuitos para promocionarte. 

En primer lugar, dar a conocer tu nombre es una buena manera de construir una reputación. En segundo lugar, suele haber una oportunidad de poner un enlace que dirija a la gente a tu sitio web. Puede ser una opción útil para atraer a nuevos clientes y respaldar el conocimiento de la marca. 

  • Trabaja para una agencia de redacción empresarial. Algunos autores deciden hacerlo para ganar dinero y no preocuparse de buscar clientes y negociar. Si te apuntas a una agencia, solo recibes encargos de un gestor y los realizas. Es muy parecido a un trabajo a distancia.

El principal inconveniente es que estas agencias se quedan con parte de tus ingresos por sus servicios. Pero si eres principiante y quieres aprender, puede ser una buena oportunidad para ti.

Los artículos personalizados son una forma más rentable y conveniente de ganar dinero como redactor. Simplemente, porque ofrece más valor al cliente. Ellos obtienen lo que quieren y tú recibes un pago razonable por tu habilidad.

Como ves, hay dos formas principales de vender tus artículos en internet. Puedes intentar vender piezas ya preparadas o cumplir con pedidos personalizados. Ambas son posibles, pero todo depende de ti y de lo que quieras lograr.

Publicaciones Similares